10 setembro 2007

Greenaway pinta outro quadro estático



Rembrandt y Caravaggio crearon un género negro. Sus telas eran oscuras, y de ellas brotaban dramáticas formas de luz. El cuadro más célebre de Rembrandt, La ronda nocturna, contiene muchas rarezas (figuras inexplicables, gestos absurdos, símbolos misteriosos) y esconde, se supone, algún tipo de mensaje en clave. El claroscuro barroco y un supuesto asesinato desvelado por la tela componen el intrigante punto de partida de Nightwatching, el filme de Peter Greenaway que concursa en la 64ª Mostra de Venecia. El punto de llegada resulta más discutible.
El País. Cultura. 7/9/2007.

Nenhum comentário: